« Volver a la noticias

Fatiga muscular respiratoria inducida por el ejercicio físico: implicaciones para el rendimiento

10-03-2008  ¦  Biolaster

Ultimamente están apareciendo diferentes estudios en los que se relaciona la fatiga de la musculatura respiratoria con la disminución del rendimiento físico, lo que está llevando a dar cada vez más importancia al entrenamiento específico de la musculatura respiratoria. Esta vez es en el último número del Journal of Applied Physiology donde se publica un artículo de Romer y col. titulado "Exercise-induced respiratory muscle fatigue: implications for performance".

Fatiga muscular respiratoria inducida por el ejercicio físico: implicaciones para el rendimiento


En el último número del Journal of Applied Physiology se publica un artículo de Romer y col. titulado "Exercise-induced respiratory muscle fatigue: implications for performance" en el que explica la relación existente entre la fatiga de los músculos respiratorios y la disminución del rendimiento. Dada la relación de los contenidos de este artículo con el POWERbreathe, aparato destinado al entrenamiento de la musculatura inspiratoria, hemos creido interesante traducir el abstract del artículo.

Fatiga muscular respiratoria inducida por el ejercicio físico: implicaciones para el rendimiento

Está habitualmente aceptado que el aparato respiratorio tiene una amplia capacidad en relación a la demanda necesaria para conseguir el máximo transporte de Oxígeno y CO2 en personas sanas que se ejercitan a nivel del mar. Sin embargo esta situación puede no aplicarse durante un ejercicio mantenido de alta intensidad, en la que el ejercicio puede superar la capacidad del sistema respiratorio. Las técnicas de estimulación nerviosa nos han aportado de forma objetiva la evidencia de que el diafragma y la musculatura abdominal son susceptibles de fatigarse con el ejercicio intenso y mantenido. La fatiga parece ser debida a los elevados niveles de trabajo respiratoio, combinado con un aumento en la competición por el flujo sanguíneo con los músculos esqueléticos involucrados en el ejercicio. Cuando los músculos respiratorios son prefatigados usando maniobras respiratorias voluntarias, el tiempo hasta el agotamiento durante el subsiguiente ejercicio disminuye. Descargando parcialmente el trabajo respiratorio durante el ejercicio intenso, mediante la utilización de mezclas de gases de baja densidad o mediante ventilación mecánica, pueden prevenir la fatiga diafragmática inducida por el ejercicio y aumentar el tiempo de ejercicio hasta el agotamiento. Conjuntamente, estos hallazgos sugieren que la fatiga muscular respiratoria puede estar involucrada en la limitación de la tolerancia al ejercicio o que otros factores, incluyendo alteraciones en la sensación de disnea o trabajo mecánico, pueden ser importantes. La consecuencia principal de la fatiga muscular respiratoria es un aumento de la vasoconstricción mediada por el sistema nervioso simpático, que afecta al flujo sanguíneo a los músculos esqueléticos activos a través de un reflejo metabólico mediado por la musculatura respiratoria, teniendo por resultado una disminución del flujo sanguíneo y aumentando la severidad de la fatiga de los músculos esqueléticos inducida por el ejercicio. Un aumento en la fatiga de los músculos esqueléticos puede jugar un papel esencial en la determinación de la tolerancia al ejercicio a través de un efecto directo en el desarrollo de fuerza muscular y un efecto feedback en la percepción de esfuerzo, dando lugar a una reducción del trabajo de los músculos activos.


Como en otras ocasiones, si eres suscriptor de Biolaster y estás interesado en el artículo completo, mándanos un mensaje solicitándolo aquí.